Home Conócenos El Ozono Partner Contacto
Navegación

Espermatozoides 'asfixiados' por la contaminación
13.06.2007

Espermatozoides 'asfixiados' por la contaminación

Más de 60 centros de reproducción asistida inician un estudio sobre el impacto de los factores ambientales en la calidad del semen.

MADRID.- La contaminación ambiental puede tener una estrecha relación con el hecho de que los varones tengan un semen cada vez de peor calidad en los países desarrollados.

Fuente: El mundo ( 6 junio de 2007)
Autor: ROSA M. TRISTAN

Así lo creen los expertos en reproducción asistida, que van a iniciar hoy mismo el primer estudio a nivel nacional sobre los espermatozoides de los jóvenes españoles, una investigación que será pionera en el mundo.

Los promotores de este trabajo, del Instituto Marquès, explicaron ayer que estudios previos parecen descartar la influencia del consumo de tabaco, de alcohol y drogas, el estrés o la edad en la disminución del número de espermatozoides, que se viene detectando desde la segunda mitad del siglo XX.

Por contra, el medio ambiente en el que ha vivido la madre durante el embarazo parece afectar al desarrollo de los testículos y por ello, a la calidad del semen de los hijos.

Bajo el lema Hoy no te lo pongas (en referencia a la campaña sobre los preservativos), el primer paso del estudio consiste en reclutar jóvenes voluntarios, de entre 18 y 24 años, que quieran conocer la calidad de su semen mediante un análisis gratuito y confidencial.

Otro requisito, junto con la edad, será que las madres vivieran en España durante el embarazo. Los participantes (que deben consultar la página web hoynotelopongas.com), tendrán que rellenar un cuestionario anónimo sobre su historial médico y el consumo de sustancias y, después, acudir con una muestra del semen a uno de los 62 centros de reproducción asistida de todo el país que participan en el proyecto científico (el más cercano a su domicilio). Quieren conseguir, al menos, 71 voluntarios por provincia.

A cambio recibirán, a las 48 horas, los resultados del análisis sobre la calidad de sus espermatozoides o posibles patologías, y una camiseta. Podrán consultarlos en la web accediendo con una clave secreta. Las muestras se recogerán desde hoy hasta finales de julio y se espera contar con los primeros resultados en octubre.

Marisa López-Teijón, jefa de reproducción asistida en el Instituto Marquès y coordinadora del estudio, señaló que son varios los objetivos: «Concienciar sobre la importancia de los análisis de semen, romper mitos como que los pantalones ajustados o el calor causan infertilidad y establecer las diferencias geográficas».

De hecho, un estudio previo realizado en La Coruña y Barcelona ya mostró grandes diferencias: mientras en la ciudad gallega el 65% de los varones tenía el semen normal, en la catalana ese porcentaje bajaba al 35%: los primeros tenían 91 millones de espermatozoides por mililitro de semen, frente a los 65 millones de los segundos.

También se comprobó que el número de varones que trabajan con tóxicos es mucho más elevado en la Ciudad Condal que en La Coruña. Se estima que hasta 34 sustancias podrían estar detrás de la caída de la fertilidad masculina: la concentración de espermatozoides ha caído un 50%, de media, en 50 años.

En España, las consecuencias tienen cifras: este país tiene el índice de natalidad más bajo del mundo y la esterilidad ya afecta a un 20% de las parejas, un fenómeno en el que está en aumento el factor masculino. A la espera de los resultados sobre las causas, los expertos apuntan un remedio: a más eyaculaciones, mejor calidad del semen.

Los 'lobbies' de los tóxicos

«Hay grandes grupos empresariales que maniobran a través de 'lobbies' para conseguir leyes que perjudican a la salud y al medio ambiente. Son asociaciones empresariales, abogados, consultores que no dudan en manipular la información para que sus intereses no salgan perjudicados».

Quienes así hablan son los autores del libro 'Conspiraciones tóxicas' (Ediciones Martínez Roca), una investigación en la que miden el poder de quienes manejan la construcción, la telefonía móvil, los transgénicos, la industria nuclear o los fabricantes de productos químicos, entre muchos otros.

Rafael Carrasco, Miguel Jara y Joaquín Vidal se han sumergido en esas oscuras relaciones entre los políticos, los grupos de presión y los científicos. «Una de las tareas de estos 'lobbies' es contrarrestar las investigaciones independientes que van en su contra con otras que niegan los efectos perniciosos en las salud o el entorno. Incluso hay grupos especializados en hacer contrainformes», explica Rafael Carrasco.

Los autores, no obstante, consideran que sobre esta presión puede triunfar la acción ciudadana. «Un buen ejemplo está en que, pese a las millonarias campañas a favor de los transgénicos, la mayoría de la gente sigue rechazándolos», argumenta Miguel Jara.

Noticias Relacionadas

Videos Youtube

 

Suscríbete a nuestra comunidad
Nombre:
Email:
Acepto la política
de privacidad
Enviar
© 2011 Ozono 21 Generadores de ozono